jueves, 4 de agosto de 2016

Agentes del Seprona buscan un gran felino suelto en Estepona



Un nuevo caso de grandes felinos sueltos (o alien big cats) en la provincia de Málaga. Una zona particularmente caliente en cuanto a la aparición de este fenómeno animal, más propio de las islas británicas, pero muy extendido también en nuestro país.



La semana pasada fueron publicados dos vídeos que mostraban felinos de grandes dimensiones en las inmediaciones de la localidad malagueña de Estepona, concretamente en parcelas ubicadas cerca del río Velerín.

«Vi el vídeo la semana pasada, y la verdad que nos asustamos mucho. Hace unos años llegaron dos linces ibéricos a Selwo Aventura y pensamos que alguno se podría haberse escapado. En el vídeo parecía enorme», explican unos vecinos del Velerín a Diario Sur.

Este es uno de los vídeos en los que puede verse al animal:




Tras los avisos recibidos, el Seprona comenzó la búsqueda del felino y agentes del cuerpo acudieron a Selwo Aventura para comprobar que los animales estaban en su lugar.

El tamaño de las huellas que dejaba este animal fue también determinante para que la preocupación entre los residentes creciera. «En el vídeo me pareció que era un gato muy grande, pero al ver las huellas que había dejado en el campo, la verdad que me empecé a asustar», explicó Ignacio Carrasco, vecino de la zona.

Algunos miembros del Seprona apuntan la posibilidad de que se trate de un gato muy grande al estilo de la especie chausie, pero tras la visualización de los vídeos, desde la Agencia de Medio Ambiente de Andalucía se cree más en que es un savannah, un felino nacido del cruce entre un gato salvaje africano y uno doméstico.

Un ejemplar de savannah
El Seprona ya había apuntado también esa posibilidad, ya que habían tenido constancia que en Estepona hay varios particulares que poseen estos animales domésticos y podría haberse escapado de algún hogar, pero hasta la fecha no consta ninguna denuncia en este sentido.

La tenencia de este animal en España no es demasiado frecuente,  sobre todo por su elevado coste y por la dificultad de mantenerlo en una vivienda. A través de Internet, un ejemplar de savannah puede valer entre 2.500 y 8.500 euros. Es un animal que necesita grandes cantidades de agua, lo que podría explicar su presencia cercana a varios de los ríos.

Tanto el Seprona como la Agencia de Medio Ambiente están intentando atrapar al felino y se encuentran a la espera de la autorización correspondiente para colocar jaulas en lugares estratégicos con el fin de poder capturarlo.

¿Terminará esta historia –como suele suceder – con la no aparición del animal en cuestión? ¿Ofrecerán las autoridades la consabida explicación de un felino doméstico suelto, aunque nunca hallado? Veremos cómo evoluciona la noticia en los próximos días…

Fuente: Diario Sur.


N.del A.: Gracias especiales a Óscar Robles por ponernos tras la pista de este caso.


Para saber más:

Alien big cats en Málaga (artículo de Javier Resines)
Alien big cats en España (programa de radio con Javier Resines)